Google
Google http://reporterosoyyo.blogspot.com/
Suscríbase ahora al Feed RSS del ReporteroSoyYo Suscríbase ahora

domingo, 25 de enero de 2015

'El evangelio nos proclama que ya el tiempo se ha cumplido'

Esta es la reflexión para los católicos del Táchira y el mundo vía FronteraNOTICIAS de este domingo III del Tiempo Ordinario, ciclo B.

San Cristóbal, domingo 25Ene2014 | +Mario Moronta R., Obispo de San Cristóbal expresa que una de las cosas que más llama la atención, a lo largo de la historia, es cómo muchos creyentes esperan la llegada del Redentor al final de los tiempos, pero poniendo unos parámetros fantasiosos. Hablan de la cercanía del fin del mundo. Los fundamentalismos y rigorismos religiosos suelen insistir en esto. En parte por una falsa interpretación del hecho religioso, o sencillamente porque su fe se ha cimentado en ideas perentorias o en esoterismos sin sentido. Pero, hay algo que se olvidan quienes así piensan: el evangelio nos proclama que ya el tiempo se ha cumplido…

La razón es muy clara: con la encarnación, Jesús abrió las puertas de la novedad en la historia de la humanidad. Llegó el tiempo de la salvación y Jesús lo inauguró. De una manera especial con su Pascua redentora. Pero, desde el mismo inicio de su misión, Jesús invitó a pensar en la llegada de un tiempo de transformación. Pero no fue sólo una mención al tiempo, sino que implicó la conversión y le aceptación del Evangelio como opción de vida. Nos lo está repitiendo de manera continua la Iglesia y, en especial el Papa Francisco cuando nos recuerda la urgencia de demostrar que la Iglesia debe estar siempre en salida, al encuentro de los demás y acogerlos como hijos con ternura y misericordia.

La llamada a la conversión tuvo su efecto positivo en Nínive luego de la intensa predicación de Jonás, el profeta. La gente entendió el mensaje y comenzó a cambiar. Hoy sucede lo mismo. La Iglesia llama a la conversión y al seguimiento de Jesús, con la fe en su evangelio. Y se debe seguir enfatizando en esto, ya que es la vocación originaria de la misma.

Ahora bien, para poder hacer el llamado a la conversión se necesitan de muchos “Jonás”. Jesús en el evangelio los identifica cuando les dice a sus discípulos que los hará “pescadores de hombres”. Los pescadores son para ir a buscar la pesca en el mar adentro de las periferias existenciales; los pescadores son para ir en búsqueda de tantos necesitados del amor de Dios. Jesús nos ha llamado a ser pescadores de hombres, no para hundirlos sino para hacerlos entrar en el ámbito de la salvación. Por eso, al reconocer el tiempo de salvación, cumplido en Jesús, los creyentes y discípulos de Jesús –pescadores de hombres- tenemos la tarea de invitar a convertirse y a creer en el evangelio.

Este es el compromiso de quienes forman parte de la Iglesia. Y no hay tiempo que perder… Lo dice San Pablo: “el tiempo apremia”. Es decir es el momento presente, el de siempre, de salvación para animar a muchos a seguir a Jesús… Si logramos hacerlo, estaremos ayudando a la instauración del Reino de Dios, Reino de justicia, de paz y de amor. Nuestro compromiso evangelizador debe llevarnos a ser como el profeta que sale a anunciar un tiempo nuevo de conversión, con la conciencia de saber que  el tiempo está cumplido…



Share:
Publicar un comentario